>

¿Sólo cinco?

martes, enero 24, 2006

Haciendo honor al título de mi blog, y a falta de invitaciones a participar en la cadena blogistica de moda, procedo a imitar a los señores pattón y cavorito exponiéndoles mis cinco manías raras:

  1. Odio sentir grasa o cualquier sustancia viscosa en mis manos. Por ejemplo, cuando uso protector solar tengo que lavarme las manos al menos cinco o seis veces.
  2. Tengo el vicio de guardar cosas sin sentido. Por ese motivo, administro mi propio "cementerio de desodorantes". Cuando empezaron a apilarse en mi nochero, los trasladé a un mejor lugar y empecé a marcarlos con la fecha de su defunción. El número es absurdo pues la colección tiene ya varios años.
  3. No puedo ver a una mujer colocándose unos aretes. No sé porque, pero ver el lóbulo de la pobre oreja damnificada ser perforado por un elemento ajeno me produce entre indignación y un sutil asco.
  4. No soporto quemarme por el sol. Por mi bici soy el orgulloso poseedor de un hermoso bronceado al mejor estilo de una nucita o un bocadillo veleño, pero ¡Ay del día que me queme la espalda! Te soporto una fractura, rasparte hasta el apellido, pero eso sí, una quemadura de sol implica galones y galones de Lubriderm + leche de magnesia.
  5. Respecto al tema de mi bici, nadie, absolutamente nadie tiene permitido ajustar mis frenos o las suspensiones de la niña. Eso es causal para prescindir de por vida de los servicios del mecánico iluso. Tampoco soporto que alguien preso de la curiosidad ponga sus dedos sobre el disco de freno.

¿Pero sólo cinco? ¡Si perfectamente podría hacer una lista de al menos 100!... Podría hablarles horas y horas sobre mis manías con la ropa y su escogencia, los olores, mis hábitos alimenticios, mis deliciosas rutinas, pero en fin, para no obrar en contra de la corriente, ahi se las dejo.

Publicado @ 7:07 a. m.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Volver a ¿y porqué yo no?

Y porqué yo no? - Si algo les gusta de este sitio, tomen lo que les interese, pero al menos, cuéntenmelo.